Aman u odian la Navidad
5/5 - (1 voto)

Una división que separa a la humanidad: amantes de la Navidad, contra personas que la odian la Navidad con todas sus fuerzas. Sea cual sea tu bando, este es tu artículo, porque tenemos planes que contentarán a todos.

Aman u odian la Navidad
Aman u odian la Navidad

Tres destinos para amantes de la Navidad

Salamanca

Este año, Salamanca es uno de los destinos más navideños que podemos encontrar dentro de España. Si estáis deseando hacer planes llenos de magia, en Salamanca os vais a encontrar con un coqueto mercado navideño en la plaza Anaya, en el que treinta casetas venden sus productos artesanales (si aún os falta algún que otro regalito, este mercado puede ser perfecto).

Y además, podréis disfrutar de la iluminación navideña, que está encendida desde el pasado cinco de diciembre, y que este año cuenta con un elemento muy especial, y es “el huerto mágico”, una creación artística que podréis encontrar en el conocido Huerto de Calixto y Melibea, y que promete llenar de fantasía nuestra tarde. Hasta el cinco de enero, desde las seis y media de la tarde, y hasta las diez de la noche, podréis disfrutar del juego de luces con el que Salamanca espera deslumbrarnos este año.

Toledo

Otro plan perfecto para todos aquellos que esperan con ansia la llegada de estas fechas se encuentra en Toledo. Toledo es una ciudad que siempre nos parece ideal para una escapada de fin de semana, llena de encanto, y en la que siempre encontramos algún rincón desconocido, pues bien, en diciembre se llena de magia con los cinco mercados navideños que ocupan las calles de la ciudad medieval.

Si os decidís a visitar Toledo, debéis saber que podéis encontrar un mercado de artesanía en la conocida plaza de Zocodover, un lugar ideal para buscar regalos de última hora, o porqué no, para autorregalarnos algo.

Encontraréis otro mercado en la plaza del Ayuntamiento, donde además de un espectacular carrusel tradicional que hará las delicias de grandes y pequeños, os esperan diversos puestos con dulces.

Y por último, a lo largo de los puentes de Alcántara y San Martín, encontraréis los dos últimos mercados de la ciudad. Ubicaciones envidiables por las bonitas vistas con las que cuentan, y en los que podréis encontrar preciosas decoraciones navideñas para vuestros hogares.

Madrid

Madrid es un destino navideño ideal; luces iluminando el centro, actividades familiares, planes casi durante las veinticuatro horas… así que, ¿por qué no redescubrir la ciudad en estas fechas? Nuestro plan perfecto pasa por comenzar el día en el tradicional mercado de la Plaza Mayor, donde aún se reúnen los principales vendedores de figuras decorativas navideñas, para después recorrer las más emblemáticas calles de la Capital, hasta llegar al Paseo de Recoletos, donde encontramos una de las ferias de artesanía más interesantes de España, y finalmente acabar nuestro recorrido patinando sobre hielo en la pista de la plaza Colón.

Tres destinos para los que odian la Navidad

Y si no os gusta la Navidad, y estáis cansados de tantos planes llenos de luces, dulces y familiares incómodos, aquí vienen nuestras propuestas más “Grinch”:

Madrid

Madrid vuelve a repetir como destino, pero en esta ocasión, en la lista de los lugares poco navideños, ¿por qué? Muy fácil, por si os veis obligados a viajar con otras personas más entusiastas de la Navidad. Si es así, no temáis, para los poco navideños, os proponemos una escapada al bosque finlandés de Rascafría, donde es improbable que encontréis ningún atisbo de decoración navideña.

La ruta completa es de nueve kilómetros, pero se puede acortar o alargar según las ganas de aventura que tengáis ese día; nuestra recomendación es que salgáis desde el pueblo de Rascafría, para disfrutar de una ruta larga, de unos nueve kilómetros, que os llevará al monasterio del Paular, al puente del Perdón, y finalmente al ya nombrado bosque finlandés. ¿No estáis deseando descubrir este rincón nórdico ubicado en la sierra de Madrid?

Huesca

Entre los destinos de invierno, para los que odian la Navidad, no podía faltar un viaje de ski. Si vuestro deseo es alejaros del bullicio, y disfrutar de unos días al aire libre, practicando deporte, y descubriendo paisajes únicos, os recomendamos que no os perdáis la estación de ski de Cerler, en Huesca.

Un destino de ensueño, donde después de esquiar podréis disfrutar de su pintoresco casco histórico, y deleitaros con los sabores de su gastronomía.

Gran Canaria

Si hay un destino para los que odian la Navidad, ese es Gran Canaria. Una isla en la que hay sol prácticamente todos los días del año, donde podréis olvidaros del frío del invierno, y dedicaros a pasear por sus playas, disfrutar de un refresco en el chiringuito, o admirar una puesta de sol en las dunas de Maspalomas.

Y si queréis llenar vuestros días de actividades que os permitan conocer a fondo la isla, os recomendamos la visita al Museo del Plátano, un lugar único en el territorio nacional, que además finaliza con una deliciosa degustación; una excursión en barco para ver delfines; o una imperdible visita a la destilería del ron Arehucas. ¿Os han gustado nuestras propuestas para una Navidad activa? ¿de qué equipo sois? ¿Amantes de la Navidad o secuaces del Grinch?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *