españa España Europa Varios lugares

Ciudad Real: 9 motivos para visitarla

Rate this post

La llegada del otoño es el momento propicio para visitar nuevas ciudades; con la ausencia del calor típico del verano, es más fácil disfrutar dando largos paseos por las calles de lugares desconocidos, y precisamente por ese motivo, el plan que os proponemos este mes, es descubrir una de las ciudades más desconocidas de España; Ciudad Real.

¿Por qué merece la pena hacer una visita a Ciudad Real? Os lo resumimos en nueve motivos:

1. Para visitar la Puerta de Toledo.

La espectacular puerta de Toledo de Ciudad Real es uno de los monumentos más espectaculares de la ciudad, y una de las muestras de arquitectura gótica más bonitas de la Comunidad Autónoma. Además, los arcos apuntados de la puerta nos dan una imagen clara de la influencia árabe en la ciudad manchega.

Aunque en su momento debió de ser aún más bella e impresionante, pues formaba parte de la muralla que rodeaba la ciudad, y estaba coronada por dos almenas, la construcción original no ha llegado hasta nuestros días, por lo que solo podemos imaginarnos lo espectacular que debía de ser cuando se encontrara en su estado original.

En cualquier caso, nos parece el lugar perfecto para iniciar nuestra andadura en Ciudad Real.

2. Por poder contemplar la cúpula de la Diputación provincial.

El palacio de la Diputación es una preciosa construcción del siglo XIX, que no podemos dejar de visitar, si vamos a Ciudad Real.  Y aunque el exterior es absolutamente impresionante, su interior os dejará con la boca abierta.

Los elementos más destacados del interior del palacio en el que se ubica la Diputación son: la cúpula de la escalera, que está decorada con frescos que representan las bellas artes; la sala de comisiones, está decorada con la temática del Quijote; y el techo del salón de plenos, que contiene pinturas de virtudes morales.

La visita guiada se puede realizar de martes a viernes, en horario de 9:00 a 20:00 horas, y tiene entrada gratuita.

3. Para conocer el Ayuntamiento más pintoresco de España.

Visitar la plaza Mayor de una ciudad es tarea obligada, pues normalmente, es donde se ubica el centro neurálgico de la población; y por tanto, no podéis perderos la plaza mayor de Ciudad Real.

Y ya que estamos en la plaza Mayor, os invitamos a descubrir su pintoresco ayuntamiento. Y si, decimos pintoresco, porque se trata de un edificio bastante moderno, construido al estilo de los Ayuntamientos de Países Bajos, y por ese motivo, creemos que es particularmente importante dedicarle una visita.

4. Para descubrir el reloj Carrillón que conmemora el aniversario de la ciudad.

Este reloj se ubica en la casa del Arco, que encontramos también en la plaza Mayor. Esta casa, que tiene muchos años de historia a sus espaldas, fue en un primer momento sede de la casa consistorial de la ciudad, aunque posteriormente debió reubicarse, por daños estructurales en la estructura, consecuencia, entre otras cosas, del famoso terremoto de Lisboa.

A día de hoy, cuenta con un reloj Carrilón que conmemora la fundación de la ciudad. El reloj carrillón cuenta con las figuras de Miguel de Cervantes, Sancho Panza y Don Quijote de la Mancha.

El horario de funcionamiento del reloj varía en función de la época del año, pero si visitáis la ciudad en septiembre, podréis verlo en funcionamiento a las 12:00, a la 13:00, a las 20:00 y a las 21:00. A partir de octubre, los horarios de mañana se mantienen, pero se adelantan los de la tarde a las 18:00 y a las 20:00 horas.

5. Para poder estar en el parque más antiguo de la ciudad.

Hablamos, ni más ni menos, que del parque Gasset, un espacio verde de 90.000 metros cuadrados, con entrada gratuita.

El parque, además de ser un lugar perfecto para dar un paseo, y descansar del ajetreo del día, cuenta con múltiples atracciones, como, por ejemplo, muestras de cerámica de Talavera de la Reina,  el museo del Quijote, múltiples fuentes ornamentales e incluso, una biblioteca.

6. Para conocer la leyenda de la cruz de los casados.

Esta cruz se halla al final del parque Gasset, y aunque se trata de un cruz moderna, representa una antigua leyenda conocida por todos los habitantes de la ciudad, y que narra la trágica historia de amor entre dos jóvenes vecinos de dos municipios enfrentados.

7. Para pedirle al árbol del amor que nos ayude a encontrar pareja.

El árbol del amor, se ubica a las afueras de Ciudad Real, y es uno de los árboles más singulares de Castilla la Mancha.

Se trata de una especie de origen asiático, con una frondosa copa, y como singularidad, cabe destacar, que tiene dos troncos que crecen juntos desde hace más de setenta años.

8. Para conocer el parque arqueológico de Alarcos.

Alejándonos ya de la ciudad, después de esta completa visita del casco antiguo de Ciudad Real, encontramos el parque arqueológico de Alarcos.

Se encuentra a ocho kilómetros de la ciudad, y es fácil llegar hasta allí en coche. La visita solo se puede realizar con guía, y aunque es gratuita, es necesario reservar en uno de los horarios que se ofertan en su página web.

La importancia de este lugar, no radica solo en la inmensa extensión que tiene; veintidós hectáreas; sino en la importancia de los restos hallados en las excavaciones realizadas. Esta excavación muestra pruebas del asentamiento humano en el lugar, desde la Edad de Bronce.

9. Para contemplar el atardecer desde el Maar.

No nos hemos equivocado de artículo, tranquilos, os hablamos del Maar de Hoya, un monumento natural, de origen volcánico, con increíble riqueza ornitológica, y donde conseguiremos unas instantáneas espectaculares.

Esta espectacular laguna, en la que se respira tranquilidad, está encuadrada por la sierra de Arzollar, que destaca por su gran belleza.

Esperamos que os haya gustado la propuesta que os hemos hecho para este final de mes, y si decidís visitar Ciudad Real, y sus alrededores, no dudéis en mandarnos una foto con los mejores momentos del viaje a viajarsinimprevistos@gmail.com.

Colaboración con ZA49.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back To Top