Rate this post
Ruta de tres días en Serbia: imanes
Ruta de tres días en Serbia: imanes

Descubre una inolvidable ruta de tres días en Serbia, desde la energía de Belgrado hasta la serenidad de Mokra Gora. Explora monumentos icónicos, experiencias únicas y paisajes impresionantes. ¡Una aventura imperdible te espera en el corazón de los Balcanes

Ruta de tres días en Serbia: Día 1. Belgrado

Utilizamos el primer día para visitar algunos de los atractivos más céntricos de Belgrado.

1. Kalemegdan

fortaleza en Kalemegdan (Belgrado)
Fortaleza en Kalemegdan (Belgrado)

Uno de los parques más extensos y bonitos que hemos podido explorar, y que nos sorprendió gratamente por la cantidad de actividad que tenía. Disfrutamos paseando entre las zonas ajardinadas, ojeando puestos con souvenirs locales que nos encantaron.

Aprovechamos también para visitar la fortaleza que está dentro del parque, y que está en muy buen estado de conservación.

Después de deleitarnos con las vistas desde la escultura de Pobednik, y ya con hambre, decidimos dar por finalizada la mañana.

2. Plaza de la República

Uno de los puntos neurálgicos de la ciudad, y parada obligatoria para cualquiera que visite Belgrado. En nuestro viaje nos encontramos con un festival que estaba instalado en esta plaza.

3. Museo Nacional de Serbia

Nos encantó la visita a este museo, ya que hasta esta visita no habíamos visto muy representado el arte serbio en otros museos europeos, así que a pesar de que el Museo Nacional de Serbia cuenta con gran variedad de pinturas, las que más nos gustaron fueron las realizadas por pintores nacionales.

Ruta de tres días en Serbia: Día 2. Excursión a Mokra Gora, Drvengrad y Sargan

Casa sobre el río Drina
Casa sobre el río Drina

Hicimos una excursión guiada que nos pareció lo mejor de todo el viaje. Íbamos solo dos personas y el guía, que además resultó ser amable, nos iba comentando muchas más cosas de las que la excursión incluía, y al final del día, nos fuimos con la sensación de que habíamos aprendido muchísimo sobre la historia del país.

Nuestra primera parada fue la casita sobre el río Drina, una de las postales más conocidas de Serbia, que además se ubica en un lugar privilegiado.

Ruta de tres días en Serbia: Mokra Gora
Ruta de tres días en Serbia: Mokra Gora

Después de otro trayecto por pintorescas carreteras, llegamos a la ciudad de Mokra Gora, una ciudad que se creó artificialmente para el rodaje de una película, pero que es tan espectacular que no pudimos resistirnos a recorrer hasta el último centímetro del terreno. Os aseguramos que es una de las aldeas más espectaculares que hemos visto.

Coche en Mokra Gora
Coche en Mokra Gora

Y por último, realizamos un viaje en tren a bordo del famoso Sargan 8, y podemos confirmar que el viaje nos encantó, y eso que hemos viajado a bordo de algunos de los trenes más emblemáticos de toda Europa.

Trayecto en el Sargan 8
Trayecto en el Sargan 8

Aquí os dejamos el enlace de esta excursión, por si queréis divertiros tanto como nosotros.

Ruta de tres días en Serbia: Sargan 8
Ruta de tres días en Serbia: Sargan 8

Ruta de tres días en Serbia: Día 3. Belgrado

Nuestro último día en Belgrado, y ya con el viaje de vuelta esperándonos, decidimos visitar algunos de los puntos menos turísticos de la ciudad.

1. Hotel Moskva

Hotel Moskva
Hotel Moskva

Como comentábamos en nuestro artículo donde comer en Belgrado decidimos darnos el lujazo de desayunar en el hotel Moskva, uno de los lugares más emblemáticos de Belgrado, y nos encantó tanto por fuera, como por dentro. Un espectacular edificio, cargado de historia, con tantos detalles, que nos quedamos con las ganas de perdernos entre sus habitaciones.

2. Museo Nikola Tesla

Una visita que nos pareció muy interesante, y se hizo muy amena, gracias a la disposición de documentos y objetos que hacen en el museo. Fue un recorrido verdaderamente interesante a través de la vida y de las creaciones de Nikola Tesla.

3. Zeleni Venac Market

Visitamos este mercado para ver la especial arquitectura de los edificios que componen la zona, son construcciones tradicionales serbias, donde además se puede disfrutar de los puestos de la zona, e incluso comprar un poco de fruta fresca.

4. Knijzara Akademija

Nuestras últimas horas en Belgrado, las aprovechamos para visitar algunas librerías emblemáticas, entre la que destacamos ésta, en la que encontramos algunas de las postales artesanales más bonitas que hayamos visto nunca.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *